No hace falta ser un gran experto en scrapbooking para conocer el Washi Tape. Esta cinta adhesiva, fabricada generalmente con papel de arroz, proviene de Japón. Fue inventada por la compañía MT y hoy en día se puede encontrar por todas partes.

El washi tape es increíblemente sencillo de utilizar y viene en muchas anchuras diferentes, para que puedas utilizarlo como tu quieras. Además, al estar hecho con papel de arroz, puedes superponer diferentes capas para crear efectos de transparencias. ¡Vamos a explorar algunos de los usos que podemos darle a este material tan sencillo y versátil!

Hojas de Washi de Furnit-u

Materiales básicos para trabajar con Washi Tape

Lo mejor del Washi es que, al estar hecho con papel de arroz, es increíblemente sencillo de cortar ¡Puedes hacerlo hasta con las manos! Además, podemos doblarlo, trenzarlo, pintarlo, teñirlo, e incluso aplicarle técnicas de embossing. Sin embargo, para empezar a trabajar con él, lo más básico que necesitaremos será :

  • Rollos de Washi tape. Cuantos más colores, tamaños y estampados, mejor. Tenemos miles de tipos de Washi Tape entre los que escoger, así que no te será nada complicado encontrar uno que encaje con tu proyecto o que te guste especialmente.

  • Herramientas para cortar. El washi tape, al ser una cinta de papel, es muy sencillo de cortar ¡Puedes hacerlo hasta con las manos! Sin embargo, si queremos realizar proyectos chulos con la ayuda de nuestros washis, lo mejor es utilizar herramientas precisas de corte. Unas tijeras, un bisturí o troqueles de palanca nos servirán para recortar las formas que queramos en nuestras cintas adhesivas.
  • Soporte. Que no te engañe el hecho de que el washi tape esté fabricado con papel. A pesar de ello, es una cinta adhesiva muy resistente. Puedes aplicarla sobre una enorme diversidad de soportes para decorarlos: cristal, metal, papel, pizarra...

  • Otros materiales útiles. Si queremos troquelar nuestros washis, primero tendremos que pegarlos sobre un soporte de papel vellum para poderle dar la firmeza suficiente para recortar con la troqueladora. Para separar la cinta de washi del vellum necesitaremos alguna herramienta pequeñita que nos sirva para ello. Alguna espátula o gancho como los que se utilizan para el vinilo puede venir bien. Unas pinzas o un punzón finito también pueden servirnos. Además, para recortar nuestros washis, necesitaremos una regla para hacer cortes precisos, así como una base de corte para proteger nuestra superficie de trabajo. Además, si quieres añadirle resistencia a tu proyecto, no dudes en aplicar por encima de este una capa de médium transparente, con efecto purpurina o mate, para proteger la superficie de la cinta de papel y que esta dure mucho tiempo.

Troqueles Imaginisce

Diferentes proyectos que podemos hacer con Washi Tape

El washi tape te ofrece miles de posibilidades para trabajar con él. Tantas, que no podemos mostrarlas todas aquí. Sin embargo, os propongo unas cuantas ideas y técnicas para que les deis uso a vuestros washis de las formas más originales.

Tres técnicas básicas :

En primer lugar, la forma más sencilla de aplicar washi tape: a capas, o técnica del layering. Al ser una cinta adhesiva semi-translúcida, puedes crear efectos chulísimos superponiendo diferentes capas de washi tape, para darle así más dimensión a tus proyectos de scrap. No podía ser más fácil: sobre un soporte rígido (cualquier cosa vale, siempre y cuando se pegue el washi), pegar primero el color de washi más oscuro o más fuerte. Sobre el, superponiéndolo por los bordes o por el centro, pon un color más claro. Y así sucesivamente hasta crear una bonita superposición de transparencias.

Layering washitapecrafts

Otra técnica increíblemente sencilla que a mi personalmente me sorprendió mucho porque nunca había pensado en hacer algo así : El plisado. Pega una esquina de washi sobre una superficie, pliega la cinta sobre si misma y apoya el borde en la superficie. Continua creando así una cinta plisada con la que se pueden realizar ideas muy chulas. Puedes plisar en línea recta, en círculo, creando figuras... ¡Deja que la inspiración fluya !

Por último, la técnica más complicada de las tres, más por la cantidad de movimientos a realizar que por la dificultad en sí: El enrejado. Entrecruzando diferentes colores de cinta washi mientras se van pegando en una superficie podemos darle una textura y un look muy vistoso a nuestros proyectos. Puedes crear trenzados muy dispares, mezclar washi tape ancho con uno finito para crear estampados escoceses, añadir más o menos espacio entre las cintas y mezclar colores muy diferentes para realizar efectos visuales maravillosos.

Además de estas técnicas tan sencillas de utilizar, también podéis escribir o dibujar sobre vuestros washis. Tened en cuenta sin embargo de que este tipo de cinta suele repeler la tinta líquida, y es mejor utilizar rotuladores o bolígrafos estilo BIC.

Forrar un cuaderno

Seguro que todas tenéis a mano alguno de esos cuadernos feos, con las tapas simples de un sólo color y nada "cuquis". Con el Washi Tape podréis darle vida a la portada de esos cuadernos creando miles de efectos chulísimos.

Utilizando las técnicas de trabajo con Washi, podéis crear bonitas texturas sobre la portada de vuestro Bullet Journal, agenda, libro de recetas o incluso sobre los libros de firmas. Sólo tenéis que escoger colores y estampados que casen juntos y dejar fluir vuestra imaginación para que esos cuadernos tan sosos se transformen en una auténtica obra de arte.

 

 

Escoge un cuaderno sencillito. No importa el color o la textura, puedes cubrir de color hasta un cuaderno de color negro y textura de polipiel. Simplemente, asegúrate en el caso de los cuadernos de espiral, de sacar las tapas para poder trabajar bien.

 

 

Escoge colores que te gusten, o estampados que casen bien. Cómo los dispongas depende enteramente de ti.

 

No es necesario cubrir toda la superficie del cuaderno. Yo lo hice porque me gustaba como quedaba.

 

 

Como todavía podía apreciarse las letras estampadas, decidí darle una segunda capa con un washi prácticamente transparente con flores amarillas que queda muy bonito sobre el estampado azul.

 

Con un cutter, recorta el interior del washi para igualarlo. Después, lo cubriremos con una capa de washi opaco para asegurarlo. Además, si tu cuaderno es de espiral, no te olvides recortar de nuevo los agujeros para pasar las anillas.

 

 

 

Tus cuadernos más sosos parecerán como nuevos =D

Tags, marcapáginas y pegatinas con washi tape

He unido en una sola sección estos tres elementos por el simple hecho de que se realizan los tres de una forma muy similar. Simplemente se debe pegar el washi tape sobre una superficie de papel, cartulina o vellum con la forma deseada, o forma rectangular, y después troquelar la forma que se quiera. A la hora de pegar el washi tape sobre la superficie, cuidar de que los bordes no se superpongan, para obtener una coincidencia perfecta en el estampado y simular así un estampado continuo sobre el tag o marcapáginas.

 

 

Para hacer pegatinas de washi tape, pegaremos la cinta únicamente sobre vellum, con el estampado que queramos, para después troquelarla y despegar el washi cortado del vellum con un punzón. De este modo crearéis pegatinas personalizadas para pegar donde queráis.

 

Guirnaldas con washi tape

Las guirnaldas son uno de los proyectos más sencillos para realizar con washi tape. Sólo necesitareis hilo o cordel, varios rollos de washi diferentes, y una herramienta para cortar.

Para empezar, cortaremos un cordel de la largura en la que queramos hacer nuestra guirnalda. Después, cortar varias tiras de largura similar (no hace falta que sean del mismo tamaño exacto, porque después se recortarán.

 

 

Si trabajáis sobre una hoja de papel de vellum, será mucho más fácil pegar y despegar el washi, puesto que no se desgastará tanto el adhesivo ni lo mancharéis tanto de huellas de dedos.

 

 

Para unir la guirnalda, Situar las tiras de washi en fila, alternando colores o estampados. Una a una, ir girando las tiras para pegarlas sobre sí mismas, teniendo cuidado de que los bordes laterales se peguen bien a los lados.

 

 

Una vez pegados, podremos darle forma a los banderines con ayuda de un bisturi y una regla.

Ya sólo te quedará encontrar un lugar donde colocar tu bonita guirnalda =)

 

Ideas Washi Tape para decoración del hogar

A estas alturas, seguro que ya podéis comprobar que se puede hacer cualquier cosa con washi tape. Con esta cinta tan versatil puedes decorar tus muebles, jarrones, marcos, lamparas... ¡Puedes incluso realizar un bonito mural en las paredes de tu casa! A condición por supuesto de que estas sean lo suficientemente lisas.

A continuación, os enseño unos cuantos ejemplos muy originales de uso de washi tape para decorar tu casa ¡No podía ser más sencillo!

 

decoración con washi tape de decofilia

Joyería con Washi Tape

Como lo oyes. Seguro que jamás se os habría ocurrido que podríais hacer collares, pulseras o pendientes con un material tan endeble como el washi tape. Por un lado, podemos forrar piezas de chipboard troqueladas para crear cuentas que podemos utilizar en collares o pendientes. También se puede forrar con washi una pulsera ancha de madera para darle un toque más especial.

 

 

Pero sin duda, una técnica que se ha ganado mi corazón es la de crear cuentas con washi tape enrollado, que he descubierto en el libro Paper + Tape Craft & Create de Marissa Edghill. Para ello, necesitaremos palillos redondos, una hoja de papel, pegamento líquido estilo Mod Podge y washi tape de los colores que queramos, preferiblemente de una anchura media (unos 1,5 cm).

Forramos la hoja de papel con washi tape por una de sus caras, teniendo mucho cuidado de que los bordes no se pisen.

 

 

Por el otro lado del papel, con regla y lápiz, hacer un zigzag que recorra toda la hoja de arriba a abajo, de modo a formar unos grandes triangulos a lo largo de toda la página.

 

Recortar la hoja siguiendo las líneas, obtendremos así unos grandes triángulos de papel forrado en una de sus caras.

 

Seguidamente, enrollar el triangulo sobre el palillo (con la cara forrada de washi por fuera), aplicando un poco de Mod Podge conforme se va enrollando para que se quede fijo.

 

Una vez el triangulo enrollado del todo, cubrir también toda la cuenta que se ha creado con Mod Podge para darle un acabado brillante y resistente.

 

 

Dejar secar, retirar el palillo y unir las cuentas pasándolas por un hilo o cordel. Así habremos creado un collar de cuentas de washi totalmente original !

 

¡Puedes crear cientos de elementos diferentes con washi tape! Y si eres tan aficionada al washi como yo, hay cientos de libros y tutoriales que puedes seguir para crear cosas chulísimas con este material tan versátil.

Yo he utilizado los libros:

 

 

Sin embargo, como con todas las manualidades, siempre puedes dejar fluir tu imaginación y hacer lo que más te apetezca. ¡Explora la sección de washi tape de Up&Scrap y encuentra la cinta adhesiva